Puré de garbanzos con guarnición de chips de kale

  La receta que os presento es muy fácil y asombra lo  rica que está. Se trata de unas chips de kale y puede que nunca hayáis oído de esto antes. La col kale es un tipo de col rizada que tiene un color verde intenso y cada vez resulta más facil encontrarla en los supermercados y en las verdurlerías ecológicas. Lo que he hecho es trocear la kale y la he horneado, de manera que pierde el agua y se queda crujiente, ”crunchy”, como si fueran unas chips.

  La col kale es un alimento excelente. Se trata de una hoja verde que pertenece al grupo de las crucíferas y destaca por su alto contenido en glucosinolatos los cuales,  gracias a la acción de la enzima mirosinasa, se convierten en isocianatos e indoles, que ejercen una importante acción anticancerígena.  La col kale destaca por su alto contenido en calcio, mayor que el de la leche de vaca y ,además, es muy biodisponible, lo que significa que el calcio procedente de este vegetal se absorbe bastante bien. La kale presenta un alto contenido en carotenos, que son un grupo de fitoquímicos que ayudan a prevenir diversas patologías, debido a su efecto antioxidante y antiinflamatorio. El magnesio, el potasio, la vitamina C, fibra y la clorofila son nutrientes que también abundan en la col kale.

a2ebf7_f577fc0801f64b5ba633fbff15044ef0_mv2

  En esta ocasión, he elaborado un puré de garbanzos con berenjena, cebolla y zanahoria para servirlo junto las chips de kale. Los garbanzos tienen una proteína muy completa, cosntituyen un perfecto sustituto de la proteína animal. Aparte, son un buena fuente de almidón resitente , un tipo de fibra insoluble que ejerce un efecto muy positivo sobre nuestra microbiota intestinal. La berenjena, destaca por su contenido en antocianinas (presentes en principalmente en la piel) y en potasio, la cebolla abunda en compuestos azufrados con efecto anticancerígeno y, la zanahoria, destaca por su contenido en betacaroteno. Para el puré también he usado cúrcuma, una especia íncreible, destaca por su contenido en curcumina, sustancia que ejerce una importante acción antioxidante y antiinflamatoria.

  Las chips de kale las podéis hacer al horno o en un deshidratador. Los deshidratadores son unas pequeñas máquinas en las que se pueden deshidratar alimentos, tanto verduras como frutas y lo hace una temperatura muy baja, tan solo a 50º , para que así no se pierdan las enzimas y nutrientes del alimento. Estos deshidratadores tienen un precio muy variado, puede costar entre 30 y 300€. El mío costó 32 € y la verdad que me va de maravilla, tampoco hace falta gastarse tanto los cuartos. Si no tenéis deshidratador, podeis usar el horno, tan solo cinco minutos a 180º y a se quedan listas.

  La receta es muy fácil, saciante y, por supuesto, nutritiva y saludable,  no hay excusas para no probarla.

Ingredientes ( 4 raciones)

Para el puré

· 320 gramos de garbanzos ( en crudo)

·250 ml de agua o caldo de verduras casero.

· 1 berenjena con su piel.

·1 zanahoria.

· 1 cebolla.

· 1 cucharada de cúrcuma y una pizca de pimienta.

· Cebolla en polvo y pimentón dulce.

Elboración del puré

· La noche anterior, dejamos los garbanzos remojados en agua, unas doce horas. Por la mañana,  retiramos el agua de remojo, enjuamos los garbanzos y lo cubrimos con agua filtrada ( 250 ml) en una cacerola. Ponemos esto a calentar y cuando el agua con los garbanzos alcanza el punto de ebullición, bajamos a fuego medio y cocinamos durante dos horas. Mientras los garbanzos se están cocinanado, troceamos la berenjena, la zanahoria, la cebolla y lo añadimos a la olla. También añadimos las especias. Cuando los garbanzos ya estén perfectamente cocinados y la verdura también, trituramos todo con una minipímer. Y tenemos el puré listo y, al servirlo, le añadimos un chorrito de aceite de oliva virgen extra, para así aumentar la biodisponibilidad de los carotenos.

Para la chips de kale

· 4 o 5 ramilletes de col kale.

Elaboración.

· Lavamos la col kale, la secamos y la troceamos. Descartamos los tallos duros, ya que son muy difíciles de comer.

·  Ponemos los trocitos de col kale sobre una bandeja de horno y horneamos durante 5-10 minutos a 180 º, suficiente para que pierdan el agua y tengan el punto crujiente. Si tenemos deshidratador, colocamos la kale en sus bandejas y deshidratamos durante 7 horas. Ya las tenemos listas. Servir las chips de col kale con el puré y a disfrutar.

 

a2ebf7_95ac95fba9624dadab1074a51f3e1f41_mv2a2ebf7_1f915c2469734166b70bdc036dbed135_mv2

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s